martes , octubre 27 2020
Pirulines
Home / Destacados / Médicos venezolanos en España: «Queremos ayudar pero es muy difícil por la burocracia»

Médicos venezolanos en España: «Queremos ayudar pero es muy difícil por la burocracia»

Los venezolanos son los facultativos extracomunitarios más numerosos en España. De los 5.000 médicos procedentes de Venezuela, solo la mitad trabaja

Marta Aguirregomezcorta

La petición es urgente. Lo anunció hace unos días la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso: «No hay médicos». Este miércoles, ante una enorme ola de casos de covid-19 que no deja de subir, su gobierno ha exigido al de Pedro Sánchez una reforma exprés de la normativa vigente para incorporar a 300 médicos extracomunitarios que ahora les está prohibido contratar.

La petición ha sido ya contestada por la mayor asociación de médicos extracomunitarios en España, la de los venezolanos. «Nos dirigimos a toda la comunidad y autoridades sanitarias para ponernos a su disposición como recurso altamente calificado», aseguran desde la Asociación de Médicos Venezolanos de España (AMEVESP).

En España hay unos 5.000 médicos venezolanos, de los cuales sólo la mitad está trabajando como médico, según datos de AMEVESP. «Hay muchísimas trabas para contratar en la Sanidad Pública a un médico extracomunitario. La única forma de conseguirlo es tener una especialidad vía MIR en España», asegura el vicepresidente de esta asociación, Giovani Provenza.

De los profesionales registrados en la AMEVESP, hay 616 esperando la homologación del título de medicina general y 474, el de la especialidad. Sumados a los 148 en situación irregular, hay 1.238 médicos venezolanos en España que no puede ejercer por trabas burocráticas.PUBLICIDAD

A principios de año, Más Madrid llevó a la Asamblea regional una propuesta para que la Comunidad pudiera contar con médicos extracomunitarios y hacer frente así al déficit de sanitarios que había. Entonces, el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, formado por PP y Cs, rechazó, la medida, como también lo hizo Vox.

Ahora, en plena segunda ola de la pandemia, la necesidad de médicos es más urgente que nunca y lo que en enero era rechazado, ahora se exige al Gobierno central desde el Ejecutivo madrileño: hay que desatascar el «tapón burocrático» que impide las contrataciones de facultativos extranjeros. «No es competencia de la Comunidad de Madrid modificar normativa estatal para permitir contratar a los médicos extracomunitarios», ha explicado el vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado. 

Lo cierto es que durante la primera ola se consiguió desatascar esas trabas contratar a médicos extracomunitarios. Contratos que solo duraron entre tres y seis meses. Después de ese tiempo, se les volvió a echar a la calle. «En el estado de alarma se contrataron a 226 médicos venezolanos con el título homologado en todo el país gracias a que se aceleraron los trámites tras una mesa de trabajo entre el Ministerio de Sanidad, de Universidades y de Migraciones», reconoce Provenza.

Entonces no se reconoció ninguna especialidad, pero sí se regularon más de 150 estatus migratorios de médicos venezolanos. «Terminado el estado de alarma, todo ha vuelto a lo de siempre y los trámites burocráticos han vuelto a relentizars», asegura.

Para que un médico extracomunitario pueda trabajar en España es necesario que supere tres trámites. El primero es que el Ministerio de Universidades le homologue el título de Medicina General. «Hace cinco años tardaban en hacerlo unos tres o cuatro meses, pero hoy están tardando hasta dos años», asegura Provenza. ¿Las razones? «Posiblemente, la alta demanda y la falta de personal para revisar todos esos expedientes», explica.

El segundo paso es que se reconozca la especialidad de Medicina que han estudiado en su país. En este caso, le toca al Ministerio de Sanidad hacerlo. «Este proceso lleva desde hace años detenido por trabas burocráticas y falta de voluntad política», asegura Provenza.

El tercero es legalizar su estatus migratorio. «La gran mayoría no lo tiene regularizado y aunque tenga el título homologado, nadie le ofrece trabajo», señala.

Durante la primera ola, la frustración de muchísimos médicos venezolanos que no pudieron trabajar fue enorme. Fue el caso de José Alejandro Pinto. Cirujano, de 30 años, aterrizó en España con el título ya homologado. A las pocas semanas, también se colegió. Según cuenta, en Madrid fue imposible que le contratasen porque le faltaba estar de alta en la Seguridad Social. «Yo lo que quería era aportar mis conocimientos como médico, que me dejasen trabajar en un momento tan difícil en el que se necesitaban tantos sanitarios”, asegura.

Al final tiró la toalla en Madrid y se fue a Extremadura donde desde el pasado julio ejerce de médico en un centro de atención primaria en Navalmoral de la Mata. «Madrid me expulsó y en Extremadura me han recibido con los brazos abiertos. Aquí he podido, por fin, ejercer mi profesión».

Fuente https://www.niusdiario.es/sociedad/sanidad/medicos-venezolanos-ofrecen-trabajo-madrid-queremos-ayudar-dificil-trabas-burocraticas_18_3015870297.html

Te podría interesar

Exhumación de los restos de José Gregorio Hernández: cada vez más cerca de la beatificación

El cardenal indicó que después de que termine el protocolo, de más de 50 páginas, los expertos mejorarán las condiciones del sepulcro para garantizar que los restos del próximo beato venezolano se conserven en el mejor de los estados posibles.