lunes , julio 13 2020
Mandalo2018 950x250
Home / Arte y Cultura / Lavamanos portátil creado por venezolano en Perú

Lavamanos portátil creado por venezolano en Perú

Antonio Torres tenía un taller de herrería en el municipio Pampán, del estado Trujillo, pero por la situación económica, tiene un año y seis meses en Perú. Trabaja en una empresa de construcción y se ofreció para fabricar un lavamanos portátil y otros dispositivos, a los cuales les agregó mejoras y rediseñó con su creatividad

Valera.- Antonio Torres Núñez, conocido como “El Cura», en el municipio Pampán, del estado Trujillo, fabricó un lavamanos portátil para la desinfección y prevención del COVID-19, en la ciudad de Lima, Perú.

El aparato de desinfección, elaborado a base de una pipa metálica, es una especie de dispensador de agua, que se activa con una palanca para pies. De este modo, los obreros pueden lavarse antes de entrar y salir de las construcciones, contó a El Pitazo Antonio Torres a través de la mensajería instantánea en la mañana de este 10 de junio.

Torres contó que no vio instructivo alguno, solo imágenes y, con su creatividad, decidió fabricarlo y mejorar el diseño. El lavamanos va acompañado de una cabina rociadora, que también ha fabricado el venezolano.

“Solo lo vi en fotos. Incluso al del lavamanos le agregué el dispensador de gel o jabón, por iniciativa propia. Mi pasión es crear y fabricar, para muestra un botón”, declaró el herrero, quien quiere demostrar sus capacidades y la buena voluntad de los venezolanos.

El hombre, de 45 años de edad, tiene un año y seis meses en ese Perú, donde decidió radicarse debido a la crisis económica en Venezuela. “No fue fácil alejarme de mi familia y mi pueblo querido, pero en vista de la situación, tomé la decisión de emigrar”, dijo.

En los primeros meses abrió un taller de herrería, como lo tenía en su tierra, pero tuvo que cerrarlo por falta de trabajo. Una situación que atribuyó a la xenofobia, propiciada por malas acciones de otros connacionales. Sin embargo, Torres no se dejó abatir y buscó empleos de todo tipo: albañilería, mecánica, tapicería y plomería. Todo para mantenerse y enviar dinero a sus familiares, con quienes se comunica solo por internet.

Sin trabajo por la pandemia

Recientemente comenzó a laborar en una constructora, pero debido al COVID-19, se redujo la cantidad de trabajo y no tenía funciones. “Estaba desempleado, por la situación del coronavirus, pero vivo al lado de la oficina (de la constructora) y un día vi que tenían unas fotos de los aparatos. Le dije al dueño de la empresa que yo me atrevía a fabricarlos y lo convencí», relató “El Cura».

De esa anécdota solo ha transcurrido una semana. Este lunes, 8 de junio, luego de culminar dos dispositivos, le solicitaron nuevos pedidos de la empresa, que tiene planes para venderlos a otras organizaciones.

elpitazo.net

Te podría interesar

Nueva Colección de Joyas de la venezolana Milagros Rousse

La reconocida firma de joyas artesanales “MR – Milagro Rousse” tiene todo listo para presentar …