martes , marzo 26 2019
Ismaelito 970x250 2
Home / Curiosidades / Apagón en Venezuela: temor por la vida, el trabajo y la comida

Apagón en Venezuela: temor por la vida, el trabajo y la comida


Las luces de los automóviles alumbran el camino de vuelta a casa de un grupo de transeúntes. 

Después de más de 20 horas sin luz, el servicio se ha restablecido en algunas zonas de Caracas

EL TIEMPO/COLOMBIA

Fueron más de 20 horas las que hicieron parte del apagón más extendido y largo de la reciente historia venezolana, que tiene años ya de entrenamiento viviendo con servicios básicos intermitentes.

Sin embargo, a medio día de este viernes, un canal de TV oficial informó que el servicio eléctrico se restableció en algunas zonas de Caracas, pero no en el resto del país. Todo esto, a tan solo un día de la jornada de protestas que convocó el presidente encargado del país, Juan Guaidó, para este sábado. 

A una noche larga de cientos de personas caminando de vuelta a sus casas, de calles caotizadas primero y desiertas después, le siguió la angustia de quienes tienen seres queridos en situación de vulnerabilidad en hospitales y centros de atención.

No es un temor infundado. Desde noviembre de 2018 hasta febrero de este año la organización Médicos por la Salud contabilizó 79 víctimas mortales en hospitales asociadas con fallas en el servicio eléctrico.


El comercio, otro de los afectados de la jornada sin luz. | Foto: EFE

Unidades de cuidados intensivos que quedan sin luz, quirófanos sin electricidad en plena operación, bombas de oxígeno que se apagan, unidades de diálisis que no pueden funcionar.

En 2013 hubo una falla que afectó a Caracas y 17 estados, de los 23 del país, que duró seis horas y en 2018 se registró otro en ocho estados por unas 10 horas, según declaraciones oficiales de ese entonces.

También el temor por el estado de familiares a quienes, poco a poco, se le fue agotando la batería del celular. En un país como Venezuela -marcado además por una tremenda inseguridad ciudadana- todos dependemos de un mensaje de texto o de WhatsApp para poder dormir en paz.


Apagón de luz en Venezuela | Foto: EFE

Las operadoras de telefonía celular como Movistar y Digitel han funcionado mejor de lo que muchos esperaban en una emergencia tan prolongada, aunque de forma intermitente y con el internet al mínimo.

La madrugada de este viernes en Caracas fue como la de un domingo. Comercios cerrados, ni un alma en la calle al rayar el alba, hasta ahora la única luz que toca la ciudad. En centros de salud como el hospital de niños J.M. de los Ríos esta mañana todavía se intentaba hacer funcionar una planta eléctrica que no funcionó en toda la noche.

Con el paso de las horas, entre 8 y 9 de la mañana, más gente ha salido a caminar, más para pasear el fastidio y la indignación que para retomar una cotidianidad que prácticamente no existe. 

Para quienes certeza de la buena salud de su familia comienza otra preocupación, la de perder los alimentos -sobre todo carne, pollo, leche y embutidos- que tienen en las neveras, apagadas desde hace horas.

El régimen de Nicolás Maduro suspendió las clases en escuelas y liceos tras haber denunciado una “guerra eléctrica imperial” en la que las instalaciones de la principal hidroeléctrica del país, la represa de Guri, habrían sufrido “un sabotaje”.

El presidente Maduro “ha suspendido las clases y jornadas laborales el día de hoy, en aras de facilitar los trabajos y esfuerzos para la recuperación del servicio eléctrico en el país, víctima de la guerra eléctrica imperial!”, escribió la vicepresidenta Delcy Rodríguez en su cuenta de Twitter. 

“Vamos a derrotar también este sabotaje eléctrico, vamos a recuperar este importante servicio para la población”, agregó la funcionaria poco después en declaraciones a la televisión estatal. “Muy pronto vamos a tener más información”, dijo.

El mensaje de Maduro es “unión, unión y más unión entre todos los venezolanos y venezolanas para derrotar el golpismo y para derrotar el sabotaje eléctrico”, agregó.

No es la primera vez que da esta explicación y todo el mundo se pregunta cómo se puede sabotear las instalaciones de las centrales eléctricas del país, custodiadas hace años por la Fuerza Armada venezolana. Ya nadie se pregunta por el “paro escalonado” propuesto por Juan Guaidó, sino que se ironiza tristemente en la calle: “la dictadura se le adelantó y paró todo”.


Apagón de luz en Venezuela | Foto: EFE

“Es fuerte el problema, no es cualquier apagón”, dijo Luis Martínez, un obrero de 53 años, que iba a pie a su trabajo en el este de Caracas ante la falta de servicio de transporte subterráneo. Muchos como él caminaban por las calles de la capital temprano en la mañana, otros tomaban los pocos autobuses que estaban circulando, en una señal de que pocos se enteraron de que la jornada laboral se había suspendido al no poder ver la televisión o escuchar las noticias.

En Valencia, ciudad industrial a 150 kilómetros al suroeste de Caracas, Gladys Velásquez de 77 años, dijo que debió subir este jueves ocho pisos hasta llegar a su departamento donde encontró la nevera descongelada y los pocos alimentos con que contaba en riesgo de descomponerse. 

“Hay que solucionar esto pronto (…) no sabemos todavía” las causas del apagón. “Falta de mantenimiento que eso es lo que normalmente dicen porque nosotros, la oposición, no van a estar saboteando, eso es falta de mantenimiento”, aseguró.

Tras las acusaciones de Maduro y su régimen, la respuesta de Pompeo no se hizo esperar: “No hay comida. No hay medicinas. Ahora, no hay energía. A continuación, no habrá Maduro”, sentenció desde su cuenta de la misma red social que utilizó el dictador.

Fuente: http://www.el-nacional.com/noticias/gda/apagon-venezuela-temor-por-vida-trabajo-comida_273971

Te podría interesar

Sudeban planea implementar sistema de pago ante posible cese de Visa y Mastercard en Venezuela

La Superintendencia de las Instituciones del Sector Bancario de Venezuela (Sudeban) se reunió este viernes …