South-Cargo2
Inicio Curiosidades Por cortes de luz, miles de venezolanos ven el Mundial Rusia 2018...

Por cortes de luz, miles de venezolanos ven el Mundial Rusia 2018 a medias

Los venezolanos pueden ver los partidos de Rusia-2018 por señal abierta de televisión. Sin embargo, los impredecibles cortes de electricidad son un problema crónico.

Carlos soltaba maldiciones después de que un corte de luz le echara a perder el partido Portugal-España, que veía por televisión. Continuos apagones en ciudades como Maracaibo o San Cristóbal le amargan el Mundial de fútbol Rusia-2018 a miles de venezolanos.
«Dios mío, ¿será que nos van a dejar ver el partido?», se pregunta cada día Armeris López en Maracaibo, capital del petrolero estado Zulia.
A falta de la Vinotinto, Armeris apoya a las selecciones sudamericanas y simpatiza con la Colombia de James Rodríguez y Falcao. «Lástima que perdiera con Japón», comentó esta joven morena.
Tradicionalmente beisbolera, Venezuela es la única nación de Sudamérica que jamás ha jugado el Mundial de fútbol, pero el evento despierta entusiasmo con el crecimiento de la disciplina en el país y la influencia de sus viejos inmigrantes españoles, portugueses e italianos.
Los venezolanos pueden ver los partidos de Rusia-2018 por señal abierta de televisión. Sin embargo, los impredecibles cortes de electricidad son un problema crónico en la zona occidental.
«Se va la luz quince horas, cuatro horas, veinte minutos. Se va a diario», dijo a la AFP José García en Maracaibo.
La pesadilla comenzó rápido para los aficionados en Zulia, una de las regiones más pobladas del país con cuatro millones de habitantes. Un apagón les frustró el 14 de junio la inauguración del Mundial.
En la andina San Cristóbal, donde el fútbol reina sobre el béisbol, Carlos Torres perdió la paciencia cuando un apagón interrumpió la transmisión del empate 3-3 entre Portugal y España.
«Dije un chorro de groserías. Ya ni los partidos del Mundial puedo verlos en mi casa. Tengo que estar vestido para salir corriendo si quitan la luz. ¡Qué desgracia!», comentó a la AFP este ingeniero de 47 años.
Zulia, Táchira, Mérida, Trujillo y Barinas son las regiones más afectadas por los apagones, que se suman a la hiperinflación y la escasez de alimentos y medicinas que caracterizan la grave crisis socioeconómica venezolana.
El 11 de octubre de 2016, el compromiso Venezuela-Brasil por la clasificatoria a Rusia-2018 se paralizó 20 minutos cuando el estadio Metropolitano de Mérida quedó a oscuras.
Los fanáticos también enfrentan la posibilidad de perderse los partidos por las continuas cadenas obligatorias de radio y televisión del presidente Nicolás Maduro, aunque el mandatario ha reducido sus apariciones durante el Mundial.
El colapso económico, mientras, enfrió el ambiente mundialista. A diferencia de años anteriores, la publicidad del espectáculo es escasa en la calle y en los medios de comunicación.

Populares

La Casa del Teatro de Buenos Aires revive gracias a un venezolano

El cineasta Alejandro Arteaga dirige un documental sobre la entidad que desde 1938 alberga a artistas argentinos jubilados con necesidades económicas La mística de los...

De venezolanos para venezolanos

Su nombre representa lo auténtico se llama Cremuuso y es la nueva marca de Ananké, que ahora trae un queso untable elaborado con leche...

ExMenudos se reunieron para celebrar la vida de Ray Reyes

Tras despedirse de quien consideraban como un hermano, los exintegrantes de la agrupación se reencontraron y compartieron algunas fotos de la reunión en la...

Wuilker Faríñez: “Mi sueño es jugar en España»

El guardameta venezolano repasa su primera temporada en el fútbol europeo, sus objetivos a futuro y la próxima Copa América en la que será...
- PUBLICIDAD -

Por cortes de luz, miles de venezolanos ven el Mundial Rusia 2018 a medias

Los venezolanos pueden ver los partidos de Rusia-2018 por señal abierta de televisión. Sin embargo, los impredecibles cortes de electricidad son un problema crónico.

Carlos soltaba maldiciones después de que un corte de luz le echara a perder el partido Portugal-España, que veía por televisión. Continuos apagones en ciudades como Maracaibo o San Cristóbal le amargan el Mundial de fútbol Rusia-2018 a miles de venezolanos.
«Dios mío, ¿será que nos van a dejar ver el partido?», se pregunta cada día Armeris López en Maracaibo, capital del petrolero estado Zulia.
A falta de la Vinotinto, Armeris apoya a las selecciones sudamericanas y simpatiza con la Colombia de James Rodríguez y Falcao. «Lástima que perdiera con Japón», comentó esta joven morena.
Tradicionalmente beisbolera, Venezuela es la única nación de Sudamérica que jamás ha jugado el Mundial de fútbol, pero el evento despierta entusiasmo con el crecimiento de la disciplina en el país y la influencia de sus viejos inmigrantes españoles, portugueses e italianos.
Los venezolanos pueden ver los partidos de Rusia-2018 por señal abierta de televisión. Sin embargo, los impredecibles cortes de electricidad son un problema crónico en la zona occidental.
«Se va la luz quince horas, cuatro horas, veinte minutos. Se va a diario», dijo a la AFP José García en Maracaibo.
La pesadilla comenzó rápido para los aficionados en Zulia, una de las regiones más pobladas del país con cuatro millones de habitantes. Un apagón les frustró el 14 de junio la inauguración del Mundial.
En la andina San Cristóbal, donde el fútbol reina sobre el béisbol, Carlos Torres perdió la paciencia cuando un apagón interrumpió la transmisión del empate 3-3 entre Portugal y España.
«Dije un chorro de groserías. Ya ni los partidos del Mundial puedo verlos en mi casa. Tengo que estar vestido para salir corriendo si quitan la luz. ¡Qué desgracia!», comentó a la AFP este ingeniero de 47 años.
Zulia, Táchira, Mérida, Trujillo y Barinas son las regiones más afectadas por los apagones, que se suman a la hiperinflación y la escasez de alimentos y medicinas que caracterizan la grave crisis socioeconómica venezolana.
El 11 de octubre de 2016, el compromiso Venezuela-Brasil por la clasificatoria a Rusia-2018 se paralizó 20 minutos cuando el estadio Metropolitano de Mérida quedó a oscuras.
Los fanáticos también enfrentan la posibilidad de perderse los partidos por las continuas cadenas obligatorias de radio y televisión del presidente Nicolás Maduro, aunque el mandatario ha reducido sus apariciones durante el Mundial.
El colapso económico, mientras, enfrió el ambiente mundialista. A diferencia de años anteriores, la publicidad del espectáculo es escasa en la calle y en los medios de comunicación.

Populares

La Casa del Teatro de Buenos Aires revive gracias a un venezolano

El cineasta Alejandro Arteaga dirige un documental sobre la entidad que desde 1938 alberga a artistas argentinos jubilados con necesidades económicas La mística de los...

De venezolanos para venezolanos

Su nombre representa lo auténtico se llama Cremuuso y es la nueva marca de Ananké, que ahora trae un queso untable elaborado con leche...

ExMenudos se reunieron para celebrar la vida de Ray Reyes

Tras despedirse de quien consideraban como un hermano, los exintegrantes de la agrupación se reencontraron y compartieron algunas fotos de la reunión en la...

Wuilker Faríñez: “Mi sueño es jugar en España»

El guardameta venezolano repasa su primera temporada en el fútbol europeo, sus objetivos a futuro y la próxima Copa América en la que será...